... BoTeLLa, BoTeLLa, BoTeLLa y más BoTeLLa


Algo que no advertí es que, después de tu primera experiencia macerando, vas a querer probar nuevas recetas y más recetas y más recetas. Al pensar en los días de juerga o reuniones que se te vienen o por el simple hecho de llegar del trabajo y tomarte tu macerado favorito viendo televisión, escuchando música o navegando en el Internet. Hasta aquí no hay nada convencional,  pero espera, si lo hay, vas a querer llamar la atención con tus macerados, vas a querer que se luzcan y para ello necesitas: “Botellas”.

No pienses que es fácil porque para mí no lo fue, ¿Dónde compras botellas? Busque en supermercados, mercados, bodegas, centros comerciales y las que encontraban me parecían “feas”. Llegue a comunicarme con empresas de vidrios para poder comprar algún saldo pero fue inútil, ellos venden al por mayor.

Al ver mi frustración en esta etapa del proceso, mi enamorada, mi compañera en las buenas y en las malas junto 04 botellas de vidrios y me las obsequio. Estas eran increíbles para mí, además que fue obsequiada con amor, buena vibra para un inicio. Inmediatamente las esterilice para que estén preparadas para almacenar mi "cocinada". Pero ojo: sigues queriendo más, entonces a reunión que iba me traía las botellas que podían ser de utilidad, la gente pensaba que me iba a dedicar al negocio del reciclaje ya que aún no había mencionado nada acerca de mi plan.

También traía botellas del club de donde pertenezco y si me preguntaban el por qué me las llevaba, respondía que era para una buena causa y por supuesto que lo era, estaba armándome para preparar macerados con pisco.

Al contar con stock de diversas botellas me sentía tranquilo y “en paz” para elaborar mis macerados.

Ahora, la cosa cambio, cuando visito a los amigos,  me dicen: “Mira te separamos botellas”.

¿Hierbero o Yerbero?


En los inicios de mi hobbie tenía problemas para conseguir la hoja de coca en Lima, hasta que conocí a un personaje, el hierbero. ¡Qué personaje!

El hierbero te puede curar de todo, hasta de las enfermedades que aún no existen a tal punto que algunos o algunas lo llaman "doctor". En fin, debo reconocer que alguna vez caí en su ciencia y prepare una de sus recetas. No me fue mal, pero prefiero atenderme en el seguro.

Regresando a este increíble puesto de mercado, estando ahí nacen las ideas para un próximo macerado, hay mucha variedad de insumos los cuales ayudan a la creatividad. En cada visita brota la imaginación para experimentar. Si está sin clientes o "pacientes" se puede charlar con él, sus comentarios e ideas son de gran aporte.

Salud!

Maceradinho !



Llegó el día 15 de mi primer macerado (Macerado de Coca). Y fue una excelente experiencia. Mañana, tarde y noche lo veía; mi "cocinada" estaba dando forma. Ese tiempo de espera, me hizo recordar mi niñez: La espera de brote de mi planta de fréjol.

Como todo niño entusiasmado fui al trabajo para contar mi experiencia a mis colegas. Todo bien hasta que Ohhh! Sorpresa, un amigo brasilero se había metido a fondo en el tema. Increíble! Un brasilero me daba cátedra de maceración de pisco y los diversos tipos de macerados, lo contaba con pasión y con alegría. Él tenia una amplia gama de sabores de Macerados de Pisco en su bar. 

En ese momento me sentía el niño con su fréjol frente al Maestro Miyagi (Karate Kid) con su colección de bonsai. ¿Qué hago?  ¿Encero y Pulo?

Genial! O es todo o nada, debo pasar al siguiente nivel y no conformarme con mi fréjol, que por cierto me salio riquísimo.

Coincidencia o no, aquella conversación informal en el trabajo me beneficio ya que mi amigo me compartió su experiencia y algunas recetas.  

Esta vez voy Contra Todo, necesito mis materiales!

La selección del Pisco


Al  compartir mis recetas con los amigos y conocidos, a pesar que mis recomendaciones son claras (pienso yo), el 60% de ellos, termina llamándome cuando se encuentra en la tienda listo para comprar porque se dan con la sorpresa que existe variedad de Pisco. Yo les aconsejo seleccionar el Pisco Quebranta, de la marca que sea agradable para su gusto, que no sea ni muy caro ni muy barato, un promedio entre 25 a 35 soles de 750 ml, no experimenten con Piscos de mayor rango al mencionado porque desde mi punto de vista estos son para disfrutarlos sin macerar. Con ello no quiero decir que los del rango sugerido no se puedan disfrutar, claro que se puede pero macerados son más ricos.

Otra recomendación: No adquieras el Pisco en lugares de dudosa procedencia, no te pases! El macerado que prepares no tendrá valor, será un "jala vista" en tu bar y no querrás que por generar un ahorro, el proceso de maceración tenga un mal sabor a causa de un Pisco “Chueco”.

¿Por qué Pisco Quebranta?

Por la investigación previa a elaborar mi primer macerado, es el más neutral con respecto al aroma y el sabor, ello beneficia a la elaboración del macerado. Pero bueno somos libres y seámoslo siempre; si deseas trabajarlo con otra variedad, dale! Me comentas los resultados.